Inicio de sesión
Neiva / Nuestra Alcaldía / Sala de Prensa / Con el reciclaje se logra sobrevivir

Con el reciclaje se logra sobrevivir

Desde hace 7 años, Marinela Bustos vive del reciclaje. Un oficio que hace con  pasión y amor; no le da pena su trabajo; al contrario, se siente orgullosa de hacerlo y de contribuir a la preservación del medio ambiente.

Reside en el asentamiento Álvaro Uribe Uribe; tiene 4 hijos y 4 nietos, que viven allí en familia y sobreviviendo a las vicisitudes de la vida. Sus manos y su rostro muestran una mujer luchadora y emprendedora; por eso no mira atrás, siempre fundamenta la teoría de la supervivencia, de trabajar y de rebuscársela por todos lados; por eso habla con propiedad, porque con  lo poco que tiene se siente feliz y agradecida.

“Yo hago este trabajo porque me gusta; tiene cosas malas, como todo, pero lo hago con pasión. Vivo de separar en la fuente; no es mucho, pero con esto ayudo a sacar a mi familia adelante, pagar recibos y para la comida”.

Tiene su propio territorio, algunos  condominios  de la avenida Buganviles, donde 2 veces a la semana sale con su carro a recoger las bolsas de basuras que arrojan estos habitantes; allí va separando lo que hay que reciclar (botellas plásticas, de vidrio, cartón y papel), a veces encuentra bien separada la basura porque hay gente que ya utiliza las dos bolsas, pero hay otros residuos que vienen juntos y tiene que untarse las manos y respirar malos olores porque los residuos no están separados. Por eso la importancia de adquirir la cultura de reciclar en la fuente.

Los separadores de oficio merecen respeto; son seres humanos que sienten y que no tiene otra opción por varias circunstancias de la vida.

“Yo sólo le digo a los neivanos que nos ayuden con nuestro trabajo; que se pongan la mano en el corazón y separen  los residuos. Es fácil, sólo es utilizar dos bolsas, con ello se contribuye a preservar el planeta y nos ayudan a dignificar el oficio que hacemos”, reitera Marinela Bustos.

Al igual que Merinela, José Vicente y Silvano, que también se dican a separar en la fuente, esperan crear conciencia ambiental, a contribuir con el medio ambiente y a fortalecer la generación de ingresos a través de lo que desechan los neivanos.

Empresas recicladoras:

En la actualidad, en Neiva  hay 43 empresas recicladoras, de las cuales 8 están en proceso de formalización. Estás pequeñas organizaciones son las encargadas de comprar el material reciclable que consiguen los separadores, es el caso de la Recuperadora La 55 ubicada en el barrio Las Palmas, que se convierte en una pequeña empresa familiar, pero con grandes proyecciones de negocios.

Su representante legal Mercedes Sánchez, dice que desde hace 15 años  le apuesta a esta industria porque es trabajar por el medio ambiente, por una población que lo necesita y porque también gana para mejorar su calidad de vida, “Estamos en la lucha, lo importante es ser persistentes. Algún día los usuarios de Neiva entenderán que la basura es más que basura; que con ella hay miles de familia que sobreviven. Por eso nuestro llamado es a tener más conciencia por este oficio”.

La Recuperadora la 55, alberga 60 recuperadores entre madres cabeza de hogar, desplazados y víctimas de todo tipo. Allí también se les brinda otros servicios como el de psicología, se les enseña a las mujeres hacer bolsos con material reciclable, recreación y otras actividades para que salgan un poco de la rutina diaria. 

Top